pepoteAntes de nada quiero que sepa que bajo esta pinta no se esconde para nada una persona nada rencorosa ni con mala fe en nada de lo que hago y por supuesto no le deseo ningún mal ni me alegro de las desgracias ajenas de nadie incluido usted.

Estoy muy orgulloso de ser así y se lo debo “a la madre que me pario” para bien o para mal. Además como podrá comprobar en todos mis tweets que pongo, no le falto el respeto ni a usted ni a ningún directivo del C.D. Castellón.

Tengo dudas de poder decir que como socio abonado del C.D. Castellón, que yo haya recibido el mismo trato, pero en fin, no entraré a valorarlo.

Quiero que sepa que para nosotros el llevar esta camiseta a rayas negras y blancas es algo más que un negocio, es un sentimiento que llevamos dentro y siento decirle que su carta o como quiera llamarse, no me da ninguna credibilidad porque desde Julio de 2.012 que usted se hace cargo del C.D. Castellón hemos ido dando tumbos y de mentira en mentira, de abusos de poder uno tras otro, desmantelando todos los años el equipo y empezando de cero, eso sí, subiéndonos el carnet de abonado estando en la misma categoría sin ningún miramiento por el socio entre los que me incluyo.

Pues quiero que sepa que para nosotros, aunque yo se que el fútbol es negocio puro y duro, se pueden hacer las cosas de otra manera, porque nosotros los aficionados padecemos y sentimos, y no me duele prenda reconocer que durante los intentos de ascenso hemos tenido, cada vez que nos han eliminado, he llorado por el equipo de mi ciudad que me ha visto crecer y es donde he nacido y vivo, y no por eso se es más o menos hombre, pero cuando acaba el partido, yo se porque hemos perdido y las causas de todo esto, pero lo que más me duele es ver a esos niños llorar desconsoladamente porque su equipo ha perdido y no poder ofrecerles un consuelo a esas lágrimas que les salen del corazón, y no poder ofrecerle una explicación que todos sabemos cual es, la de su mala gestión al cargo del C.D. Castellón desde que usted empezó a hacerse cargo.

Eso es un sentimiento por unos colores y un club del que usted carece sr. Cruz.

Hasta ahora no me había pronunciado sobre mi sí o no renovación del carnet de socio de esta temporada 2016/2017, pero si he de seguir mis principios y lo que me dicta el corazón, todo me indica que ni puedo ni debo hacerme socio mientras usted continúe al cargo de este grandioso y casi centenario club que acaba de cumplir ya la friolera de 94 años.

Espero poder celebrar los 100 años sin usted al cargo porque no descarto mi deseo de ver un C.D. Castellón LIBRE sin Cruz.

Pues nada sr. Cruz, para mí esa es la diferencia de una carta escrita por lo que te dicta la obligación a la mía que está dictada por el corazón de un aficionado.

Por siempre PAM PAM ORELLUT!!

Firmado: Pepote

HTML Snippets Powered By : XYZScripts.com